Caponata siciliana

IMGP1984

Ahora que estamos en temporada de berenjenas, tomates y calabacines, que mejor plato que la caponata siciliana. Como todo plato típico regional, también este tiene muchas variaciones. Lo que no debe faltar son las berenjenas, las cebollas, las almendras o piñones y el vinagre. Se come caliente o frío, como entrante con un poco de pan o acompañando carne, pescado, arroz o pasta. Yo la hice el domingo pasado para acompañar un churrasco y patatas gratinadas. Y nos chupamos los dedos…

 

Y esta es la receta para 4 – 6 personas:

2 berenjenas

2 ramas de apio, pelados y sin esos hilos duros que tanto molestan

2 calabacines

1 pimiento morrón

200 gr. de tomates pelados y sin semillas

1 cebolla picada fina

60 gr. aprox. de aceitunas deshuesadas (verdes o negras) cortadas en rodajitas

50 gr. aprox. de alcaparras (no saladas)

40 gr. aprox. de almendras peladas y picadas en trocitos o piñones

1 pera (o manzana) cortada en cuadraditos

½ dl. de vinagre de vino blanco

50 gr. de azúcar

Canela y clavo en polvo

Sal

Aceite de oliva

Para la decoración dos huevos duros en rodajas.

 IMGP1985

Cortar las berenjenas en cuadraditos y ponerlas en un bol con varias cucharadas de agua y un poquito de sal. Dejarlas estar durante una media hora. Esto se hace para que pierdan el amargor y como además la berenjena es un poco como una esponja, se ponen en agua para que después al sofreirlas no se encharquen de aceite.

Mientras tanto cortar en cuadraditos y disponer en recipientes separados el apio, los calabacines, el pimiento morrón y los tomates.

Escurrir bien el agua de las berenjenas, pasarlas por agua limpia y secarlas con papel de cocina.

Dorar ligeramente las berenjenas en una sartén antiadherente con aceite de oliva abundante (el aceite debe de cubrir el fondo de la sartén). Cuando estén algo doraditas se disponen en un plato sobre papel de cocina para que no lleven demasiado aceite.

En la misma sartén y con el mismo ceite de antes (si hiciera falta se puede anãdir otro poquito) se doran el apio y los calabacines. Cuando los calabacines estén un poco dorados, se pasan a un plato con papel de cocina.

En la misma sartén (quizás hace falta añadir un poco de aceite) se pochan las cebollas y se le añaden los pimientos y los tomates, después de 5 minutos más o menos, se añaden las aceitunas, las alcaparras, las almendras o piñones, la pera o manzana, el vinagre y el azúcar. Dejar cocer a fuego lento durante 15 – 20 minutos (las verduras no deberín ponerse demasiado blandas, tiene que estar un poquito “al dente”).

Aromatizar con la canela y los clavos, salar, anãdir las berenjenas, los calabacines y el apio; revolver y dejar pochar a temperatura baja otros 5 minutos.

Servir en una fuente y decorar con las rodajas de huevo duro.

 

Buon appetito!

Advertisements

Ossobuco alla milanesa

 

IMGP3240

Este es uno de mis platos preferidos de la cocina italiana. Se suele servir con polenta o un risotto al azafrán, pero también quedan muy bien unos tallarines.

El ossobuco para este plato suele ser de ternera, pero se puede utilizar también de cerdo.

Para 4 personas:

220px-Veal-shank_thumb.jpg

4 ossibuchi de 4 cm de espesor aprox.

Sal

1 cucharada de harina aprox.

80 gr. de mantequilla (clarificada*) o 3-4 cucharadas de aceite de oliva.

Hacer 2-3 cortes finos en los bordes de las rodajas de carne, (suele haber una piel fina, casi transparente en los bordes y esa tiende a retirarse al entrar en contacto con el calor y las rodajas se deformarían).

Salar y enharinar la carne. En una olla con capacidad bastante como para poner las rodajas una al lado de la otra, calentar la mantequilla y dorar la carne. Acabada la operación disponerla en un plato y reservar hasta más tarde.

1 cebolla

1 zanahoria mediana

1/2 tallo de apio

1 diente de ajo machacado

1 ramita de mayorana (o tomillo)

1 trocito de piel de limón

sal y pimienta

Añadir otra vez un poco de mantequilla clarificada, si hiciese falta, y calentar. Picar la cebolla muy fina, así como la zanahoria y el apio; meter en la olla con el ajo, la mayorana y un trocito de piel de limón. Dejar coger poco color. Añadir la carne y condimentar con sal y pimienta.

 

IMGP3241

 

1 dl. de vino blanco seco

Añadir el vino blanco y dejar evaporar casi por completo.

2 tomates maduros

caldo de carne caliente

Pelar los tomates y picarlos muy finos, añadirlos a la olla. Tapar y dejar cocer a fuego moderado con 2dl. de caldo aprox., durante 1 hora y cuarto más o menos, hasta que la carne quede muy tierna (o más si fuese necesario, depende de la calidad de la carne). Durante la cocción se le va añadiendo alguna cucharada de caldo de vaca para que haya siempre suficiente líquido y para que nos quede bastante salsa, que es muy rica y acompaña muy bien la polenta, el risotto o los tallarines.

 

IMGP3239

 

1 diente de ajo

1 limón rallado

1 cucharada de mantequilla

Por último, añadir el ajo picado muy fino,la piel de limón rallada y la mantequilla. Revolver y ya está listo para servir.

Esta receta también se puede hacer en el horno:

Sofreír primero la carne en una sartén con mantequilla caliente y luego las verduritas; después disponerla en una fuente de horno capaz. Necesitará un poco más de tiempo de cocción (siempre a temperatura moderada, 180° la primera media hora aprox. y cuando hierba un poco bajar a 160°).

Buen Provecho!

 

*La mantequilla clarificada tiene un punto de humeo más alto que la mantequilla normal, ya que ha sido calentada a fuego suave para hacer que se evapore su contenido de agua. Así es que al utilizar la mantequilla clarificada para dorar o saltear algo en la sartén, ésta no salpicará tanto como la mantequilla normal.